Línea de investigación en Biomateriales busca generar un hidrogel para aliviar las quemaduras a partir del extracto de una planta

Investigación científica sobre la planta Mimosa Tenuiflora en el Laboratorio de Investigación en Salud de la UMB.

Para el programa de Ingeniería Biomédica de la UMB, el deseo real de hacer investigación se traduce en generar investigaciones que tengan un uso e impacto real en la sociedad, lo que se vislumbra en los grandes avances científicos mediante aplicaciones de herramientas tecnológicas que han construido y posibilitado nuevos conceptos en el marco de la salud humana.

Bajo este escenario, investigaciones con base en el desarrollo de productos de origen natural ha venido tomando fuerza gracias a los desarrollos tecnológicos de punta que se han originado en el grupo de Biomateriales, definiendo este término como "un material que busca el campo de aplicación en el ejercicio de tratamientos de diagnóstico o terapéuticos en personas o animales, es decir, un Biomaterial puede ser desde una cura, hasta un implante óseo." Acotó Andrés Bernal, docente investigador de la UMB.

De este modo, cabe destacar la investigación científica sobre la planta Mimosa Tenuiflora, nombre científico, y comúnmente conocida como Tepezcohuite de la línea investigativa de Biomateriales, liderada por Andrés Bernal y los estudiosos Juan José Viveros y Maira Luna del programa de Ingeniera Biomédica, quienes buscan sintetizar y caracterizar hidrogeles mezclados con principio activo extraído de la corteza de tepezcohuite (TEZ) y determinar su incidencia en la regeneración celular mediante cultivos in vitro. Dicha investigación ha sido protagonista en espacios de intercambio científico, académico y de innovación, tales como el XVII Congreso Colombiano de Química en Bucaramanga que se llevó a cabo del 25 al 27 de octubre, el cual reunió diferentes universidades que contaron con proyectos destacados que refirieron el panorama actual sobre los desafíos y apostes de la química.

Durante el encuentro se logró la socialización sobre la extracción del principio activo de la corteza de la mimosa y a partir de esto se están generando resultados de gran impacto en la salud, "Estamos preparando los hidrogeles mezclados con el principio activo y estamos próximos a empezar las pruebas de cultivos celulares para determinar su potencial en la regeneración de celular." Concluyó Bernal.

Por último, estos espacios de formación han posibilitado un alto reconocimiento de la UMB, en procesos de trasformación y formación de sus profesionales, sus estudiosos y docentes investigativos, quienes se perfilan como referentes de impacto en la salud tanto en el ámbito nacional como internacional inmersos al servicio de la comunidad, con alta experticia en el uso de las tecnologías y en la dinámica investigativa del mundo.

VIGILADA MINEDUCACIÓN